El escote y la vulgaridad
Últimas noticias sobre Mujer
Inicio » Mujeres » El escote y la vulgaridad

El escote y la vulgaridad

tipos-de-escote

El escote alto y recto del vestido largo negro de Givenchy que la actriz Audrey Hepburn usó en la película “Una muñeca de lujo” (1961), se convirtió en un clásico de moda. Décadas más tarde, la actriz Julia Roberts, dejaba a medio mundo encantado con un vestido rojo que resaltaba su cuello en la escena que ella iba a una ópera en la película “Una mujer de rojo” (1990).

No hace falta ser una diva del cine para mostrar elegancia. No importa la ropa o la ocasión, el escote tiene el poder de influenciar en el resultado (sea para el bien o también para el mal).

Realmente con tantos modelos y tantas posibilidades, es muy difícil escoger aquel que se adapte mejor a tu cuerpo. Cuidado porque la elección equivocada del escote puede dejar a la mujer más gordita o incluso hacerte pasar por un mal momento, dejando ver el sostén o incluso el pecho.

Un escote es vulgar cuando deja ver más de lo que debe. Para saber si este es el caso de tu escote, inclínate un poco hacia adelante, delante el espejo, para que puedas saber cómo será la visión de quien es más alto que tu o de alguien que esté en pie cuando tú estés sentada.

Otro factor que se ha de tener muy en cuenta, es el cuidado de no dejar que el sujetador esté a la vista. Si este es tu estilo, tiene a ver con tu personalidad y es una composición específica, no hay problema, pero cuidado porque esta actitud puede denunciar la vulgaridad y detonar el visual.

 

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información >